ONG que detectó soda cáustica en lanzaguas replicó a Rozas: El gas CS no produce quemaduras

0
337

“Desde que se dio el cese del uso de balines” se registró “un peak” de personas heridas por el líquido, según la agrupación de médicos, enfermeros y estudiantes.

La organización no gubernamental Movimiento Salud en Resistencia (MSR) respondió en Cooperativa las contestaciones y el rechazo de Carabineros de Chile a su estudio sobre el líquido utilizado en los carros lanzaguas, el cual detectó tóxicos “altamente corrosivos”.

Según indicó la organización, se tomaron dos muestras, que fueron recolectadas el 20 y 22 de noviembre en Ramón Corvalán con la Alameda, las que fueron analizadas por la química molecular Francisca Leiva, que trabaja en la Universidad de Chile.

Esta medición detectó la presencia del componente de gas pimienta y de la soda cáustica, lo que puede haber causado una serie de quemaduras en los manifestantes.

“Siempre nos han cuestionado nuestros medios, que son medios que el Estado ha puesto a disposición. Y como siempre, y esta va a ser la ocasión, vamos a informar los componentes que tienen estos medios y lo más probable que pase este cuestionamiento”, afirmó el director general de Carabineros, Mario Rojas, una vez conocido el estudio.

El general señaló que Carabineros usa clorobenzilideno malononitrilo, gas conocido como CS, “que son disuasivos que están fabricados siguiendo estándares internacionales”.

“El líquido CS viene en un estanque aparte, donde se inserta dentro del carro lanzagua en un receptáculo a parte, que no está comunicado con el estanque del agua. Y la mezcla del agua se produce, producto de la manipulación de la parte informática del camión, en la punta del pitón donde se produce el agua”, explicó, por su parte, el general Jean Camus, director de Logística de Carabineros.

Aquella explicación, sin embargo, fue rechazada por coordinadores y voceros del Movimiento Salud en Resistencia, formada por médicos, enfermeros y estudiantes,  en entrevista con Cooperativa en Ruta.

El gas CS “puede generar irritación, te puede generar inflamación, pero no las quemaduras que hemos visto”, afirmó Pablo Romero, encargado del equipo de salud del punto de Primeros Auxilios de la ONG. “Por eso es sumamente necesario recalcar a los políticos y la comunidad en general que este tipo de flictemas que se generan no son asociados al gas CS; la clínica es de una quemadura por soda cáustica”, enfatizó.

El estudio se publicó luego de que diversas organizaciones médicas, incluido el Colegio Médico, alertaran de que varios manifestantes habían ingresado en distintos hospitales con quemaduras en la piel fruto del agua.

Uno de los coordinadores y voceros del movimiento, José Silva (enfermero U. Andes y estudiante de magíster en salud pública en la U. de Chile) explicó que “desde hace dos semanas venimos presentando un aumento en el número de casos de personas con quemaduras químicas del tipo A (primer grado, epidérmica), ABA (quemaduras intermedio-superficiales) y ABB (quemaduras intermedioprofundas)”, clasificadas de acuerdo a la capa de la piel hasta donde llega la lesión (profundidad).

Según Silva, el tipo de afectación por el líquido “depende de varios factores: se tomaron muestras los días 20 y 22 de noviembre, siendo el 20 el día que presentaba menor cantidad de soda cáustica, versus lo que pasó el 22, que netamente era soda cáustica con la oleorresina de gas pimienta. Entonces el tema primero está asociado a la concentración de este corrosivo básico y a la fuerza con que se lanza el chorro del ‘guanaco'”.

“Si el chorro del ‘guanaco’ te lo tiran directo al cuerpo, obviamente que la presión va a hacer que estos compuestos químicos penetren mayor profundidad en la piel. Además, se suma el tiempo en que estás en contacto con el elemento corrosivo”, agregó el enfermero.

Pablo Romero señaló además que los registros de casos de quemaduras han aumentado posterior a que Carabineros decretara la suspensión del uso de perdigones para disuadir las manifestaciones en el país.

“El aumento ha sido sostenido en el tiempo. Desde que se dio el cese del uso de balines comenzamos a tener un aumento de bombas lacrimógenas al cuerpo y posterior a eso vino este peak por quemaduras por aguas del ‘guanaco'”, señaló.

“Enfermedades preexistentes”

Natalí Jarpa, también vocera y coordinadora del movimiento, calificó como “absurdas” las declaraciones del general director de Carabineros con las cuales aseguró que la reacción que provoca el agua en el cuerpo es cuando “hay enfermedades preexistentes”.

“Finalmente (Mario Rozas) les está echando la culpa a las mismas personas, de que si tienen una enfermedad preexistente van a tener quemaduras químicas, y eso es totalmente falso”, sostuvo Jarpa, estudiante de enfermería de la Universidad de Chile.

La afectación “no depende de ninguna enfermedad actual ni previa. Esto va a causar consecuencias en la salud en la piel, en los ojos, en las vías respiratorias e incluso puede generar quemaduras en las vías respiratorias”, sentenció.

El Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) anunció ayer lunes que oficiará al Ministerio del Interior, de Salud y a Carabineros para conocer la composición química del chorro que utiliza el carro lanzaagua.

Fuente: cooperativa.cl

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí